Estrés —

En el ojo del huracán, hay mucha calma. Llega la hora de dormir y mi mente aún no se detiene. Inquieta, revuelca los quehaceres del día buscando qué olvidé hacer, qué olvidé decir, en un grave estado de alerta continua, de paranoia sin descanso. Revolotea, como un ave asustada, y bate sus alas, violentamente. De […]

Estrés —

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s